Esports: el mundo en línea también es de ellas

En una industria multiplataforma y en constante crecimiento, con asociaciones que apuestan por la profesionalización del deporte, hay un interrogante que se pone en agenda: ¿qué lugar ocupan las gamers dentro de la comunidad online?

Foto: Twitch.

Los esports se han convertido en un fenómeno que atrae a millones de personas que no sólo los practican profesionalmente, sino que siguen los distintos eventos que se realizan a nivel internacional. Y dentro de ese universo de millones, las gamers siguen desterrando prejuicios culturales.

La perspectiva de una gamer

«Por ser mujer, tenés que demostrar que sabés jugar», explica Miel Batista, una gamer que forma parte del equipo de DEVA, la Asociación de Deportes Electrónicos y Videojuegos en Argentina. «Cuando ingresé en el League of Legends, automáticamente por ser mujeres debíamos jugar support (como apoyo) porque otra cosa no podíamos hacer, por no tener habilidad».

Foto: Freepik.

Aun así, y con muchas anécdotas mediante, el feminismo hoy está pisando fuerte en el ámbito gamer«Hay gamers que exponen su pensamiento y no admiten machismo. Y así, paso a paso, vamos abarcando terreno. También hay grupos de feministas gamers que empezaron a estallar en las redes sociales, donde unidas ponen freno a estas actitudes».

Miel comenta que, cuando comenzó, no contaba con ejemplos a seguir ni equipos de mujeres para competir, pero hoy en día puede decir que «hay referentes femeninas en cada parte de la gama de posibilidades que da el gaming. Nikasaur, que presentaba los spotlights de League of Legends; Glory Lamothe en cosplay; Chun como referente chilena en caster; entre otras».

El género gamer en números

Un estudio realizado por EventBrite a más de 8 mil gamers en Argentina en 2018 reveló un dato muy importante: sólo el 28% son mujeres. Los rangos etarios más amplios se encuentran entre los 24 y los 29 años (36% del total) y entre los 18 y 23 años (34% del total).

Imagen: EventBrite.

Las asociaciones que apoyan la transformación

DEVA promueve la inclusión de las mujeres en los esports. Procuran el cuidado frente a situaciones de discriminación, para que se cumplan los distintos roles dentro de los videojuegos y también para comunicar la experiencia que tienen las mujeres en este ámbito y llevar a cabo distintas actividades dentro de la asociación.

Imagen: Freepik.

Hoy el equipo está conformado por cuatro chicas y la propuesta es añadir más. «En las sombras está lleno de mujeres extraordinarias y capaces. Todas con ideas, proyectos y sueños que quieren cumplir. No tienen que limitarlas a roles, actividades o aspectos específicos. Hay diversidad y hay entusiasmo. Solo hay que darles el lugar para que puedan demostrarlo».


Fuentes

Ahora Marilina está preparada: con el Gardel de Oro

Lo quería avisar, lo avisó y la que avisa no traiciona: Marilina Bertoldi se llevó el Gardel de Oro con su más reciente álbum «Prender un fuego». Es la primera vez en 19 años que una mujer obtiene el reconocimiento al Mejor Álbum y la segunda mujer en la historia del premio. En su momento, el premio fue para Mercedes Sosa.

Sigue leyendo Ahora Marilina está preparada: con el Gardel de Oro

La cabeza en alto y la bocha al frente

La semana pasada comenzó la edición 2019 de «Nosotras Jugamos», la liga de fútbol femenino que aboga por un fútbol feminista y disidente y que no sólo fomenta la promoción de este deporte para mujeres, pibas trans y personas no binarias, sino que se define como un espacio construido desde el derecho y el acceso a jugar.

Hay 24 equipos. Camisetas que rezan «Me paro en la cancha como en la vida», «Hecha para jugar», y el lema de la liga: «Todes a las canchas». Muchas chicas rapadas, con tatuajes, y ustedes pensarán ¿qué tiene eso de importante? Absolutamente nada. Porque adentro (y afuera) de la cancha lo que importa es la elección de ser sororas jugando.

«Lo que tiene [la liga] como distintivo y fundamental es generar el acceso al juego» nos cuenta Mónica Santino, una de las organizadoras. El torneo está organizado por edades para brindarle mayor competitividad y mayor posibilidad a las pibas de crecer como futbolistas.

A su vez, como complemento, entre domingos se realizan talleres de interés para las jugadoras que van desde la ESI hasta la dirección técnica. Muchos de esos talleres son propuestas realizadas por los clubes, lo cual se condice a la vez con uno de los objetivos principales de la liga: que le pertenezca a los equipos.

«Tratamos de fomentar un fútbol disidente, porque también entendemos que no existen espacios hoy donde las pibas trans y las compañeras trabas puedan jugar a la pelota», nos explica Amira Stegman, otra de las organizadoras de la liga. «Nos parece que es fundamental porque a las pibas les enseña a jugar a la pelota y laburar en equipo».

Emociona comprender todo lo que se pone en juego cada vez que la árbitra hace sonar el silbato y la pelota empieza a rodar. «Hay una cosa fundamental que vos haces cuando empezás a jugar, que es levantar la cabeza», explica Mónica. «Eso ya significa autoestima, significa plantarse». Levantar la cabeza, estar juntas y jugar como colectivo.

El pasado 12 de abril el Club Atlético San Lorenzo de Almagro presentó su plantel femenino, con Maca Sanchez como figura destacada. Son muchos los logros que el movimiento feminista dentro del ámbito del fútbol está logrando; tanto las grandes referentes como las pequeñas ligas son muestra de ello.

Los próximos encuentros del torneo continuarán desarrollándose en las canchas de Avenida Alberdi 4563 en el barrio de Villa Luro los domingos (excepto el feriado de Semana Santa). Disfrutemos de estar «todes en las canchas» y de convertir al fútbol femenino en un espacio de lucha para seguir conquistando.

 


Fuentes

  • Nosotras Jugamos

Imágenes

  • Gabriela Reismann

Las pibas al frente

A la espera del tratamiento del proyecto de ley de cupo femenino en festivales, las mujeres del rock argentino pisan fuerte los escenarios y dejan entrever las situaciones de desigualdad que hoy tienen que atravesar muchas artistas debido a la discriminación por su género.

Llegaron los tiempos de cambio y el ambiente del rock no queda exento de ello. Aunque algunos osan nombrar la falta de talento y otros acuden al cliché de la histeria, muy pocos reconocen la verdad: el rock también es de las mujeres y están listas para defender la lucha con un instrumento como arma.

4944-marilinaportada
Marilina Bertoldi.

«Que ser yo misma en la escena del rock sea revolucionario habla más de la escena del rock que de mí», expresa Marilina Bertoldi, en referencia a las exigencias estándar que al día de hoy siguen existiendo por parte de productores y sellos. Marilina explica que las bandas conformadas por hombres cuentan con el privilegio de permitirse errores y, por el contrario, las pibas deben lograr la excelencia en todos los aspectos.

En la última edición del Cosquín Rock, el reflejo de estos privilegios quedó expuesto a simple vista con la viralización en redes sociales de la grilla del festival que mostraba, sin muchos rodeos, que el line-up contaba con muy pocas artistas femeninas. Frente a esto, bandas como Eruca Sativa tomaron la decisión de sumar a su show más artistas mujeres para evidenciar la situación y cambiar el estado de la balanza.

Barbi Recanati, quien lleva adelante el sello Goza Records, expresa que «la escena del rock argentino desde que se creó hasta ahora fue de una manera y en el último año el ADN se empezó a modificar para que sea de otra». Esto comienza a estar presente de manera ineludible en muchos festivales, donde muchas bandas, tanto de hombres como de mujeres, se manifiestan a favor de las distintas causas del feminismo.

utopians-6370-ceci-2000
Barbi Recanati. Imagen: Cecilia Salas.

La ley de cupo femenino propone un porcentaje del 30% de bandas conformadas por al menos una mujer sobre el total destinado a cada festival. En el mientras tanto, muchas referentes del movimiento organizan nuevos espacios que estarán dedicados a conformar las grillas por mujeres, trans y personas no binarias.

La siguiente propuesta escénica y artística liderada por mujeres se llevará a cabo en el marco del Festival GRL PWR que durará tres días a partir del 16 de abril. Lidera la apertura la banda rusa Pussy Riot y el line-up está conformado por artistas como Anita Tijoux, Miss Bolivia, Sara Hebe y Marilina Bertoldi. Además, se presentarán talleres y arte en vivo conformado por parte del equipo de FutuRöck.

fesgrlpwr_1550888056


Fuentes

Imagen de portada