Noura Hussein: conmuta la sentencia

El pasado 10 de mayo fue firmada la sentencia de muerte para la joven de 19 años que trató de defenderse de ser violada por su esposo una segunda vez.

Desde ese mismo día, organizaciones internacionales por de los derechos humanos, celebridades y personas de todo el mundo se movilizaron para evitar el trágico final que habría sido llevado a cabo en el mes. Naomi Campbell y Emma Watson fueron dos de las reconocidas figuras que intervinieron a favor de Noura, junto con grupos de activistas.

Los abogados de Hussein solo tenían 15 días para apelar luego de la sentencia. El caso se mantuvo al resguardo de los medios, que no contaron con nueva información mientras los procesos se llevaban a cabo, pero esta semana, el pasado miércoles 27 de junio, salió a la luz la noticia más esperada por todxs: la sentencia de muerte de Noura Hussein fue anulada.

Amnistía Internacional considera que este caso debe servirle a la justicia sudanesa como ejemplo para iniciar un cambio en su legislación. A pesar de que Hussein no quedará libre, ya que debe cumplir una condena de cinco años de prisión común, se logró el principal objetivo que era salvar su vida.

“Aunque la anulación de esta condena a muerte es una noticia excelente, debe dar pie a una revisión de la legislación que garantice que Noura Hussein sea la última persona que sufre este calvario. Noura Hussein fue brutalmente agredida por su esposo. La condena a cinco años de prisión por actuar en legítima defensa es un castigo desproporcionado”, manifestó Seif Magango, director regional adjunto de Amnistía Internacional para África Oriental, el Cuerno de África y los Grandes Lagos.

Hussein es solo un ejemplo del gran número de víctimas de matrimonio precoz, forzado, y de violación conyugal. Es por esto que el caso de Noura ganó tanta importancia: es uno de los pocos que ha llegado a oídos de tantxs por las injusticias que estaban siendo cometidas en su tratamiento.

A raíz de las declaraciones hechas en el pasado sobre el abandono por parte de su familia, su padre, Hussein, afirmó que debido a la situación de riesgo que corrían desde ese momento debía entregarla a la policía, y se encontraba forzado a buscar refugio. Aunque no fue su intención dejar a su hija a merced de la justicia, Noura fue apresada y acusada de homicidio premeditado.

Según BBC, la casa y el comercio de los padres de la joven fueron quemados, y ellos obligados por las circunstancias (y la familia del fallecido) a dejar de ver a Noura, para después huir junto a sus otros hijos.

«Hay cientos de miles de Nouras de las que no hemos escuchado hablar, o en matrimonios forzados, siendo violadas. Esta lucha es también por ellas». Joan Nyanyuki, directora de Amnistía para África Oriental.


Fuentes

Blackbird fly, into the light of the dark black night

El domingo 7 de enero se celebró la entrega de los Globos de Oro 2018 y, también, la iniciativa Time’s Up creada por las mujeres de Hollywood que decidieron no callarse más.

Hace no mucho conocimos la organización Time’s Up, creada por mujeres de Hollywood como respuesta a las denuncias de acosos y con la idea de ayudar a quienes no cuentan con una voz ni con los recursos para hacerle frente a sus abusadores. (Lee más sobre Time’s Up haciendo click acá)

El pasado domingo, tras una iniciativa de esta organización, Hollywood se vistió de negro en contra del abuso, los acosos y el machismo.

A lo largo de la alfombra roja, pudimos ver a muchas de las actrices acompañadas por activistas a quienes llevaron como sus invitadas de la noche.

 

Las activistas que acompañaron a las actrices de Hollywood fueron:

  • Sara Jayaraman (junto a Amy Poehler), cofundadora y codirectora de «Restaurant Opportunities Centers United», una ONG que busca mejorar los salarios y las condiciones laborales en los restaurantes de los Estados Unidos;
  • Marai Larasi (junto a Emma Watson), directora ejecutiva de Imkaan, una red de organizaciones británicas que combaten la violencia contra las mujeres de color y otras minorías;
  • Monica Ramirez (junto a Laura Dern), cofundadora de la Alianza Nacional de Campesinas;
  • Tamara Burke (junto a Michelle Williams), fundadora del movimiento #MeToo en 2007 y directora de la ONG «Girls for Gender Equity» («Niñas por la igualdad de género»);
  • Billie Jean King (junto a Emma Stone, quien la interpretó en la película Batalla de los sexos), campeona de tenis y activista por la equidad salarial;
  • Rosa Clemente (junto a Susan Sarandon), comentadora política y candidata a vicepresidenta en 2008 por el Partido Verde de Estados Unidos;
  • Ai-jen Poo (junto a Meryl Streep), directora de la Alianza Nacional de Trabajadoras Domésticas.

Además, otras actrices decidieron caminar por la alfombra roja juntas, como Reese Witherspoon y Eva Longoria, America Ferrera y Natalie Portman, y Octavia Spencer y Jessica Chastain.

Una de las mujeres que alzó su voz durante la alfombra roja fue Debra Messing, quien al ser entrevistada por la cadena E! Entertainment contó por qué vestía de negro y denunció que la cadena E! no quiere pagarle a sus conductoras mujeres lo mismo que a sus colegas hombres, en mención a Catt Sadler, quien recientemente renunció a la conducción de E! News tras enterarse que su coconductor ganaba más que ella.

debra messing.jpg
Debra Messing en la alfombra roja de los Globos de Oro.

La campaña #WhyWeWearBlack («Por qué vestimos de negro») también se llevó a cabo en redes sociales, donde tanto las actrices como otras mujeres subieron imágenes y apoyaron el movimiento con la explicación de por qué decidían vestir de negro.

Durante la ceremonia, el conductor Seth Meyer bromeó diciendo que esa noche sería la primera vez en meses que muchos de los hombres presentes no sentirían miedo al oír sus nombres en voz alta, en referencia a la gran cantidad de denuncias a celebridades en este último tiempo.

Dos de las grandes series que llevaron a las pantallas el sentimiento de sororidad y denunciaron hechos aberrantes fueron grandes ganadoras.

The Handmaid’s Tale se llevó la estatuilla a Mejor Serie Dramática y Elizabeth Moss (su protagonista) ganó como Mejor Actriz de Serie Dramática. Al recibir el premio, lo dedicó a Margaret Atwood, escritora del libro que le dio vida a la serie. (Para leer más sobre The Handmaid’s Tale, hace clic acá).

ap18008092189689-d821e9fe2c85f53e76e77f09e1636be5-1200x0.jpg
No vivimos en los espacios entre las historias, somos las historias impresas y estamos escribiendo las historias nosotras mismas”, dijo Elizabeth Moss en su discurso.

Asimismo, Big Little Lies se llevó el premio a Mejor Serie Limitada o Película para TV, y sumó las estatuillas de Mejor Actriz de Serie Limitada o Película para TV para Nicole Kidman y Mejor Actor de Serie Limitada o Película para TV para Alexander Skarsgård. (Para leer más sobre Big Little Lies, hacé clic acá).

nicole kidman
En su discurso, Kidman pidió que el diálogo se mantenga vivo.

Natalie Portman, una de las presentadoras de la noche, hizo lo suyo cuando presentó la categoría de Mejor Director. «Acá están todos los hombres nominados a Mejor Director», dijo, haciendo referencia a que no había ninguna mujer nominada en esa categoría este año. La única mujer en ganar esta categoría fue Barbra Streisand en 1984.

Resize

Quien dio el discurso que dio más que hablar fue Oprah Winfrey, galardonada con el Cecil B DeMille Lifetime Achievement Award, un premio a la trayectoria.

oprah

En su discurso, Oprah recordó la historia de Recy Taylor, una mujer negra que fue abusada y abandonada en una ruta por seis hombres blancos. Mencionó también a Rosa Parks, activista por los derechos de las mujeres de color, que ayudó a Taylor y fue conocida también por haberse negado a cederle el asiento a un hombre blanco, acto que la llevó a prisión.

Taylor falleció recientemente y sin poder lograr justicia por lo que le hicieron. «Por mucho tiempo, las mujeres no fueron escuchadas ni les creyeron cuando se animaron a hablar sobre el poder de ciertos hombres. Pero su tiempo se acabó», dijo Winfrey, quien fue ovacionada de pie.


Fuentes e imágenes:
TIME Magazine
Bollywood Life
The Guardian

¿Qué es el feminismo? Por Emma Watson

El término «feminista» aún hoy sigue causando controversia; algunos pueden pensar que tiene un grado de ambivalencia que lo hace justamente contradictorio. Otros, lo comparan con el término «machista» agregándole una connotación que no es la correcta. En esta nueva sección vamos a dedicarnos a romper los mitos que esconde esta palabra y explicar, a través de diversas voces, cuál es su verdadero significado.

Emma Watson es una de las influencias más grandes en la actualidad, en especial para nuestra generación. En 2014 dio un discurso muy puntual y emocionante frente a la ONU, donde explicó qué es el feminismo y por qué es importante.

«Para recordarlo, el concepto de feminismo es la creencia de que los hombres y las mujeres deben tener los mismos derechos y oportunidades. Es la teoría de la igualdad política, económica y social de los sexos.

La palabra “feminista” se ha vuelto poco popular, las mujeres no quieren ser identificadas como feministas».

La actriz que siempre va a ser nuestra adorada Hermione es embajadora de buena voluntad de la ONU Mujeres y colabora como defensora de la campaña #HeForShe.

Su visión sobre el rol de la mujer es muy importante tanto desde su experiencia propia, al ser la actriz que interpretó uno de los personajes femeninos más importantes en la tan aclamada saga, como desde la posición de modelo a seguir en el que se transformó para muchas personas.

Mientras estaba en el rodaje de Harry Potter, ella continuó con sus estudios y se graduó con la nota más alta de su secundaria. En 2014 se recibió en la Universidad de Brown (EE.UU.) de Licenciada en Literatura Inglesa.

Además, cada tanto esconde libros por algunas zonas urbanas para promover la lectura, una de las actividades que más la identifica.

 

«Creo que está bien, en mi opinión, que las mujeres se puedan involucrar en la política y en las decisiones que afectarán mi vida. Creo que está bien que socialmente, merezco el mismo respeto que los hombres. Pero puedo decir con tristeza

 que no hay ningún país en el mundo donde todas las mujeres puedan esperar recibir estos derechos. Ningún país en el mundo puede decir que ha alcanzado la igualdad de género.

Mi vida ha sido afortunada porque mis padres no me aman menos por haber nacido mujer. Mi escuela no me limitó por ser una chica. Mis maestros no asumieron que no llegaría tan lejos porque algún día tendría un bebé. Estas influencias fueron las embajadoras de igualdad de género que hicieron de mí lo que soy ahora, posiblemente no lo saben, pero son los feministas inadvertidos que están cambiando el mundo ahora. Necesitamos más gente así.
Y si siguen odiando la palabra, lo importante es la idea y la ambición que hay detrás de ella».

Pero el discurso de Emma Watson no se cierra solo en las mujeres. De hecho, resulta de suma importancia incluir a los hombres, porque es justo eso de lo que se trata el feminismo, de incluir a todos.

«¿Cómo podemos cambiar el mundo cuando solo la mitad de él se siente invitado o bienvenido a participar en la conversación?
Hombres, quisiera aprovechar esta oportunidad y hacerles una atenta invitación para que participen. La igualdad de género es un problema de ustedes también. Porque hasta la fecha he visto el rol de mi padre ser menos valorado por la sociedad a pesar de que necesite su presencia, siendo su hija, al igual que la de mi madre.
En Reino Unido, el suicidio es la mayor causa de muerte en hombres entre 20 y 40 años, lo que supera a los accidentes automovilísticos, el cáncer y las enfermedades cardíacas.

He visto como los hombres se fragilizan y se vuelven inseguros gracias a un sentido distorsionado de lo que es el éxito masculino. Los hombres tampoco gozan de los beneficios de la igualdad.
No se habla mucho de que el hombre esté aprisionado gracias a los estereotipos de género pero puedo ver que lo están. Y cuando se liberen, las cosas van a cambiar para las mujeres como consecuencia natural.
Si los hombres no tuvieran que ser agresivos para poder ser aceptados, las mujeres no sentirían la necesidad de ser sumisas.
Si los hombres no controlaran, las mujeres no sentirían que tienen que ser controladas.
Tanto los hombres como las mujeres deberían sentirse libres de ser sensibles.
Tanto los hombres como las mujeres deberían sentirse libres de ser fuertes.
Si dejásemos de definirnos por lo que no somos y empezáramos a definirnos por lo que en realidad somos, podríamos ser todos libres, y de eso se trata #HeForShe.

Para finalizar, en el contexto de la ONU, Emma invita a todos a que reflexionen y se comprometan a poder lograr la tan deseada igualdad de género.

«Los invito a que den un paso adelante, que se hagan ver, y que se pregunten ustedes mismos: Si no soy yo, ¿quién? Si no es ahora, ¿cuándo?«.

Ahora que leíste las palabras de Emma, ¿está más claro el concepto «feminismo»? ¿Descubriste que sos uno de esos feministas inadvertidos?

Discurso completo: