UN GRITO ENSORDECEDOR: ¡Vivas Nos Queremos!

Las mujeres de Cañuelas marcharon por las calles de la ciudad en el marco del Día Internacional de la Mujer.

La tarde del miércoles, las calles de Cañuelas no fueron las mismas. Un colectivo de mujeres vecinas de la ciudad, de distintas organizaciones políticas y sociales, colmaron las calles y se hicieron sentir en un mismo grito: Vivas Nos Queremos.

Como cada 8 de Marzo, al conmemorarse el Día Internacional de la Mujer, el Frente de Mujeres de Cañuelas, además de adherirse al Paro Internacional,  decidió acompañar la masiva marcha que se replicó en diferentes países, expresándose a través de cánticos y carteles como: “Cuando salgo a la calle quiero ser libre y no valiente”, “Basta de Femicidios”, “Vivas y libres nos queremos”, entre otras frases que  demostraban la necesidad de un cambio de paradigma en la sociedad.

Con más de 100  personas, la movilización tuvo su punto inicial en la Estación de Trenes y Colectivos de Cañuelas, continuando su recorrido por la Comisaría de la Mujer para concluir en el Juzgado de Paz, donde se leyó un documento que expresó la lucha que las mujeres están dando y los derechos que quieren que se cumplan. La intención de dicho recorrido fue mostrarle a todas las mujeres de la ciudad, cuáles son los lugares a los que tienen que acudir ante un caso de violencia de género.

Cabe destacar que no sólo se hicieron presentes mujeres, sino niños, niñas  y hombres que acompañaron el recorrido entendiendo que su participación es fundamental para que la sociedad cambie.

Documento del Frente de Mujeres de Cañuelas.

«Desde el Frente de Mujeres de Cañuelas sostenemos que la igualdad de género sólo puede darse en una sociedad donde haya procesos de inclusión social, desarrollo y crecimiento económico y que soñar con la igualdad en un país inequitativo, en un país sin justicia social es una utopía.

Es por eso que debemos recordar que las políticas de género con las que contamos hoy tales como la prohibición de expulsar a alumnas embarazadas y lactantes de los centros educativos, la ampliación de las personas alcanzadas por la jubilación (amas de casa), la Ley Nacional de Educación Sexual Integral, la Asignación Universal por Hijo, la tipificación de la trata de personas y protección a las víctimas, la erradicación de la oferta sexual en medios de comunicación, la Ley de matrimonio igualitario y Ley de identidad de género, entre otras son resultado de demandas colectivas pero también forman parte de un mensaje que aquel poder ejecutivo le daba al mundo sobre nuestra sociedad. Hoy el mensaje es distinto y somos testigos de los retrocesos que se efectuaron y que redundan en más violencia y más desigualdad como lo son el desfinanciamiento de cientos de consejerías y espacios de acompañamiento en barrios, municipios y universidades, la reasignación de 67 millones de pesos que estaban destinados al Consejo Nacional de Mujeres, el vaciamiento de los Programas de Salud y Educación Sexual, el quite del apoyo del Estado a los emprendimientos de la economía social, el despido de miles de mujeres del sector público y privado, la disolución del RENATEA, la suspensión de las moratorias provisionales a las mujeres sin aportes, entre otros.

Es por eso que hoy marchamos en contra del ajuste que precariza nuestras vidas como así también en contra de los despidos y la precarización laboral y exigimos la reincorporación inmediata de todos los compañeros y compañeras despedidas, el reconocimiento de los derechos de las trabajadoras de las economías populares, trabajadoras sin patrón y cooperativistas. Marchamos en contra del racismo y la xenofobia del gobierno nacional así como la violencia institucional que se profundizó hacia las mujeres migrantes y exigimos la anulación del centro de detención migratorio. Marchamos para exigir la ley de reparación histórica de las compañeras trans perseguidas, criminalizadas y torturadas por el Estado a través de los códigos contravencionales que continúan vigentes en 18 provincias. Marchamos en contra de la estigmatización del trabajador que ejerce en plenitud de derechos su reclamo salarial solidarizándonos con los y las trabajadoras de la educación y exigimos paritarias libres como así también la incorporación de las demandas de las mujeres a la discusión paritaria. Hoy, en otro aniversario del Día Internacional de la Mujer recordamos a aquellas mujeres que a lo largo de nuestra historia hicieron suya la lucha de todas y a aquellas otras que por diferentes motivos no pueden estar marchando con nosotras: por las mujeres originarias que se levantaron en contra del poder colonial y fueron cruelmente asesinadas, por las compañeras detenidas, torturadas y luego desaparecidas por las dictaduras cívico militares, por las que murieron por abortar, por las que asesinaron, por las presas políticas, por las perseguidas por luchar, por todas. Marchamos porque nos queremos vivas, porque nos queremos libres, porque nos queremos unidas, porque nos queremos fuertes, porque nos queremos solidarias, porque nos queremos profesionales, porque nos queremos cobrando salarios justos, porque nos queremos ocupando espacios políticos. Marchamos porque NOS QUEREMOS.

Mujeres presentes, hoy y siempre

Nota por Karen Quevedo


La movilización del 8M desde todos sus aspectos.

Una multitud se congregó en Plaza Congreso el pasado 8 de marzo para reivindicar y defender los derechos de la mujer. Grupos feministas y simpatizantes de este movimiento social se acercaron hasta el centro de Buenos Aires para manifestarse en contra de la violencia machista y, al mismo tiempo, escuchar las consignas del acto que se proclamaban desde el escenario montado: el fin de los femicidios, el acoso callejero, la brecha salarial y la explotación sexual, entre otras cuestiones.

La movilización se llevó a cabo sin disturbios hasta que llegó la noche y, con ella, un grupo minoritario de mujeres con la cara cubierta que, bajo la consigna de “aborto legal”, atacaron la histórica catedral de Buenos Aires con fuego y pintadas en sus paredes. Los medios de comunicación focalizaron sus cámaras en ese grupo y esto provocó que las feministas, quienes alegaban no sentirse identificadas con dichas agresoras, quedaran duramente opacadas en ese momento.

IMG_4705.JPG
Las compañeras unidas en la lucha.

Más allá de tal incidente, el reclamo se extendió sin problemas durante todo el día. Las organizaciones políticas estuvieron presentes: se acercaron al Congreso militantes del Frente Renovador y del Frente para la Victoria, trabajadores de la Cámara de Diputados de la Nación y distintas agrupaciones que apoyan a la causa. Ade Thailand,más, cientos de personas que lo hicieron por cuenta propia, para marchar por los derechos de las mujeres.

En el ámbito internacional, nuestra tierra no fue la única que pidió el fin de la violencia machista. El reclamo de “Ni una menos” se hizo escuchar en 50 países: Australia, Bélgica, Bolivia, Brasil, Canadá, Cambodia, Chad, Chile, Colombia, República Dominicana, Corea del Sur, Costa Rica, República Checa, Ecuador, El Salvador, Fiji, Finlandia, Francia, Guatemala, Alemania, Honduras, Hungría, Irlanda del Norte, la República de Irlanda, Israel, Italia, México, Montenegro, Nicaragua, Pakistán, Panamá, Paraguay, Perú, Polonia, Portugal, Puerto Rico, Rusia, Escocia, Senegal, España, Suecia, Tailandia, Turquía, Ucrania, Uruguay, el Reino Unido, Estados Unidos, Venezuela y Lituania.

IMG_4700.JPG
«Porque VIVAS nos queremos»

La marcha, catalogada como “#8M” por los autoconvocados que concurrieron, priorizó la idea principal del feminismo, es decir, la búsqueda de la igualdad entre el hombre y la mujer. Fuera de cualquier disturbio o intento de distorsión, ya habituales de los medios de comunicación, la consigna fue clara: las mujeres no quieren seguir formando parte de una sociedad que las denigra, que las explota, que las violenta. Las movilizaciones del Día Internacional de la Mujer reivindicaron que los grupos feministas alrededor del mundo seguirán dando pelea al grito de «vivas nos queremos».

Arma teatral

El que dijo que «una imagen vale más que mil palabras», puso en una frase una de las grandes verdades de todos los tiempos. Nunca deja de sorprender el ingenio de algunos para mostrar sin hablar, todo un mundo.

El camino hacia Plaza de Mayo era una caja de sorpresas, a cada paso, pancartas, bailes, canciones, eran esgrimidos como forma de lucha por todas las manifestantes. Arte en vez de cuchillos, arte contra la opresión machista, arte para buscar ese lugar que toda mujer merece, el de la igualdad. Porque una herida cura, pero cada melodía entonada, cada imagen atesorada, queda como un tatuaje, grabado en el alma.

Y esa es una consigna que el «Colectivo Fin de UN Mundo» conoce bien. Un circulo era su escenario para mostrar lo que vienen haciendo hace tiempo, transmitir con el cuerpo secretos a voces, estereotipos, conductas que la sociedad Argentina esconde, pero que deben ser expuestas y erradicadas. Enfrentar al público de manera visceral con la realidad, esa es su meta.

Al pasar junto a este pequeño espacio, la gente se quedaba en vilo, viendo, sintiendo, reconociendo cada una de las situaciones que todos los días se pueden ver en cada esquina, casa o patio. Quizás, quien dice, a algunos les abrió la cabeza, otros se vieron reflejados aunque sea un poco y decidan cambiar su accionar, una chicas no quiera ser más una vidriera que cualquier persona pueda juzgar y un hombre se una a la lucha por la igualdad. Si alguna de estas opciones se hace realidad, es un pasito más cerca del objetivo final: Hombres y mujeres caminando a la par.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

 

 

 

 

 

Detenidas tras la marcha del #8M

Organizaciones feministas denunciaron que un grupo de mujeres fueron detenidas en distintas zonas del microcentro porteño luego de que finalice la multitudinaria marcha por el Paro Internacional de Mujeres. Tras un largo procedimiento, fueron liberadas ayer por la mañana.

Para festejar la gran convocatoria de la marcha, mujeres de diversas edades se juntaron en bares y pizzerías de la zona. Casi a medianoche, cuando terminaban de cenar, fueron brutalmente sorprendidas y detenidas por la Policía Federal.

La situación está agravada por el hecho de que algunas de las arrestadas son menores de edad, según confirmaron desde la Secretaría de Asuntos Institucionales del Consejo de la Magistratura de la Ciudad.

Laura Arnés, periodista de Página 12 y una de las últimas mujeres liberadas, supuso que “llegó la orden de llevar detenidas mujeres por algo que estaba pasando en la Catedral” pero aseguró que ellas no sabían nada de lo que estaba sucediendo ya que se encontraban lejos del lugar de los incidentes.

“Agarraron a una de nuestras compañeras de los pelos, la tiraron al piso, yo la quise defender, me tiraron a mí y me golpearon. Nos dijeron que eramos unas negras de mierda y que por eso íbamos a ir presas y que si nos resistíamos, nos iban a romper los brazos”, denunció la periodista.

Ocho de las detenidas fueron llevadas a la Comisaría 1°, para luego ser trasladadas a la Comuna 4 y un número mayor de mujeres y algunos hombres fueron repartidos en otras dependencias de la  Policía como las comisarias 4° y 30°. Asimismo, cuatro personas heridas fueron trasladadas al Hospital Argerich y un menor detenido en el Instituto Inchaustegui.

La directora del Instituto contra la Discriminación de la Ciudad de Buenos Aires, María Rachid, acusó que “salieron de cacería dos horas después y agarraron a las primeras que encontraron, que salían de una pizzería”.

A su vez, se denunció que algunos policías se encontraban sin identificación y que hasta entrada la madrugada se negaban a dar los nombres de las personas detenidas. Mucha de la información inmediata fue divulgada por las redes sociales gracias a compañeras que fueron testigos de los hechos.

Según Rachid «La causa de detención es por resistencia a la autoridad y daños», pero no se entiende ya que las mujeres no estaban causando disturbios en la vía pública.

Si bien las mujeres ya fueron liberadas, la causa sigue y se busca la recopilación de testimonios para generar las denuncias correspondientes a las irregularidades que se cometieron. UFEM y PROCUVIN distribuyeron números telefónicos a los cuales pueden comunicarse para brindar información.

La usuaria de Twitter @agosdelmal transmitió en vivo desde la comisaría 1 por la app Periscope.

 

Testimonios de un día histórico

Bárbara, Romi, Lucio y Romina son algunas de las voces de las tantas que se escucharon en el Paro Internacional de las Mujeres el pasado martes 8 de marzo y cada uno tiene un vértice diferente pero importante que une el conjunto de la lucha por la igualdad.

Al son de los tambores, lxs chicxs bailaban y cantaban en marcha hacia la Plaza de Mayo, mientras que Bárbara, la secretaria nacional de la Federación Argentina LGBT, alzaba su voz para explicarnos qué estaba defendiendo en ese día internacional de las mujeres.

¿Por qué vinieron a la marcha?

Porque queremos un futuro para nuestras niñas y niños trans seguros, porque hay cada vez más homofobia, más transfobia.

Nosotros estamos en una campaña que se llama “Respetame como soy”, pertenecemos a la Federación Argentina LGBTyQ y trabajamos con más de 30 familias en el hospital Pedro de Elizalde. Trabajamos con niños de desde cuatro años a los 19 y acompañamos a la familia en el tránsito del amor, la comprensión y el acompañamiento de los niños porque creemos que cuanto más temprano se manifieste la identidad de género más felices son los niños.

IMG_4703
Bárbara y su compañera sosteniendo el cartel de la Secretaría de Infancias Trans

Al llegar a una esquina que cortaba la Av. de Mayo nos encontramos con una pancarta enorme y atrás cientos de mujeres preparadas para ubicarse en su lugar correspondiente en la columna que marchaba hacia la plaza, una de las que sostenía parte del cartel era Romina.

¿Por qué estas hoy acá?

Porque soy parte del colectivo Ni Una Menos y soy feminista por supuesto.

¿Qué estás defendiendo?

Defiendo todo el documento que elaboramos en la asamblea durante varios meses del colectivo y de todas las organizaciones que participaron y básicamente piden por los derechos de la mujer, esto es por igual trabajo igual salario, el derecho al aborto libre, legal y en hospitales públicos, la no persecución policial a las trabajadoras sexuales, el libre derecho a decidir sobre tu propio cuerpo, por la seguridad de las mujeres, porque nos matan a una mujer cada 18 horas en nuestro país, para que se cumplan TODOS los derechos de la mujer.

¿Qué es para vos el colectivo Ni Una Menos?

Yo participo hace poco porque, por supuesto, soy feminista hace mucho tiempo leí muchas cosas, pero no iba a la acción más que de vez en cuando a las marchas, así que yo me acerqué a las chicas y empecé a participar de las asambleas y ahora soy parte de esto y me parece que estaría bueno que mucha gente pasara de la contemplación a la acción.

IMG_4696
Romi junto a todas sus compañeras de Ni Una Menos

Más adelante, casi llegando a la Plaza, Lucio, delegado del Ministerio de Economía, nos contó por qué estaba ahí firme sosteniendo la punta de un cartel largo que describía “#PARAMOS por Mayra y Romina!!”

Estamos en un plan de lucha para la reincorporación de dos compañeras y nuestro lema de hoy es que nos estamos movilizando porque “NiUnaMenos hoy en el Ministerio de Hacienda” sea que reincorporen a Mayra y a Romina. Romina ha sido despedida por su condición de madre, le han adjudicado baja productividad en uso de su licencia que está consagrada en el convenio y esto es un atropello a los derechos de los trabajadores de todo el Ministerio de Hacienda y particularmente un desprecio completo por parte de los funcionarios hacia las trabajadoras y a su condición de madres. Simultáneamente estamos acá luchando por la reincorporación de Mayra que es una compañera que es delegada de su sector que ha sido despedida por organizar a su sector el año pasado en la lucha contra los 160 despidos que hubo en el ministerio y en definitiva los nuevos funcionarios se valen de toda la situación de precarización laboral que ocurre en el ministerio (de hecho las dos compañeras están precarizadas sujetas a una renovación contractual anual hace más de siete años) por lo tanto los nuevos funcionarios del macrismo se valen de la precarización que deja el kirchnerismo y en un plan de ataque hacia nuestras condiciones de trabajo de la organización del ministerio de economía que ha luchado brutalmente contra los despidos y contra las rebajas salariales que han intentado imponer, ahora atacan a estas dos compañeras. Entonces, más que presente, más que oportuna esta movilización y el conjunto de las trabajadoras en el paro internacional de las mujeres, como dice nuestro volante: “que haga temblar la tierra” por los derechos de las compañeras del ministerio de hacienda porque este es un golpe en conjunto a los trabajadores. El macrismo está en una avanzada hacia los convenios colectivos, tratando de dañar nuestros derechos y particularmente se vale de la condición de madre de una compañera y de una compañera delegada que ha luchado contra los despidos. Entonces el ministerio se ha puesto de pie luchando por las reincorporaciones de estas dos compañeras en el entendimiento de que en estos dos despidos está presente un ataque hacia los trabajadores del ministerio. Por eso hoy más que nunca nos movilizamos, el lunes con los docentes, ayer (martes) con la manifestación de la CGT y hoy (miércoles) no podemos estar ausente en esta movilización mundial de las mujeres por la reincorporación de Mayra y Romina y por todos los derechos de los trabajadores.

«El macrismo está en una avanzada hacia los convenios colectivos, tratando de dañar nuestros derechos y particularmente se vale de la condición de madre de una compañera y de una compañera delegada que ha luchado contra los despidos.»

Luego, nos invitó a que escuchemos el testimonio de Romina que, con su nena dormida cómodamente entre sus brazos, nos brindó sus palabras para esclarecer un poco más la situación que está viviendo:

Trabajaba en el ministerio de economía, 5 años en auditoria interna y fui mama en noviembre de 2015 y con el cambio de gestión, el año pasado, apenas ella cumplió un año, la auditora nueva decidió echarme, no me renovó el contrato. Las justificaciones que uso fue que había usado el lactario, que fue en el periodo que yo estuve amamantando a mi hija, que había faltado mucho, aunque yo ni siquiera había pasado las licencias del convenio ni nada y después como todo esto se lo argumente, termino diciendo como que no había sido productiva. Nadie en ningún momento me había dicho nada por el estilo, ni me habían llamado la atención por el tema.

Todo tiene que ver con el uso de los derechos, porque dentro del área yo era la única q usaba el lactario, que es un espacio que en realidad fue conquistado porque antes no existía, y uno cuando es mamá necesita un lugar donde poder sacarse leche y poder sostener la lactancia materna. Y esto incluso viene desde una mujer, ni siquiera tiene que ver con una cuestión de género, es que ella desde su lugar de poder me dijo directamente en la cara mientras yo le argumentaba (encima ella entró en septiembre, ni siquiera me conocía) que no me conocía como trabajaba, que nunca me habían llamado la atención y que la maternidad te atraviesa pero que yo seguía siendo la misma profesional y con la misma capacidad de trabajar y ella me dijo directamente que no le importaba que yo tuviera “un crio de un año”, que iba a tomar la decisión que tenía que tomar y a los dos días me llamó y me dijo que no me iba a renovar el contrato.

Entonces acá estoy, peleándola, y sigo sin trabajo, además la situación está mucho peor a 6 meses atrás.

WhatsApp Image 2017-03-10 at 01.28.jpg
Por los derechos de todxs lxs trabajadorxs.